INGREDIENTES

-1 calabaza
-350 ml de leche
-2 puñados de queso rallado
-100 g de polenta
-Tomillo
-Laurel

Para la salsa de tomate
-250 g de tomate triturado
-1 cebolla
-1 diente de ajo
-1 cucharada de tomillo seco

PREPARACIÓN

1. Untar la calabaza con aceite de oliva y tomillo. Hornear a 180 ºC durante 45-50 minutos.

2. Retirar la calabaza del horno y cortar la parte superior. sacar parte de la pulpa dejando un espacio para rellenarla más tarde. Dorar en una sartén la pulpa de calabaza y reservar.

3. Calentar la leche con el tomillo y el laurel. Cuando empiece a hervir, retirar la hoja de laurel, bajar el fuego y añadir la polenta poco a poco y sin dejar de remover. Sazonar.

4. Rehogar el diente de ajo y la cebolla bien picados. Añadir el tomate triturado y dejar cocinar 20-30 minutos a fuego suave. Agregar el tomillo seco y corregir los puntos de sal y de acidez.

5. Rellenar la calabaza con la pulpa dorada que se le había retirado antes, la polenta, la salsa de tomate y, por último, el queso rallado. Gratinar en el horno hasta que se haya dorado y servir bien caliente.

Página web:

https://www.facebook.com/PlayGroundFood/videos/557930007730594/